Castillo de Cervera del Río Alhama

De WikiRioja

Castillo de Cervera

El Castillo de Cervera del Río Alhama está situado en la peña de San Antonio sirve para organizar el caserío de Cervera en dos núcleos complementarios: Santa Ana y San Gil. Construcción musulmana rehecha en el siglo XIV y posteriormente en el XIX. El conjunto adopta una configuración longitudinal ajustando su trazado a los desniveles del terreno. Consta de un núcleo central formado por la torre del homenaje, de planta rectangular y con un aljibe interior, una explanada alargada protegida por un muro con una serie de habitáculos rupestres, y una segunda línea defensiva a modo de barrera exterior con un segundo aljibe horadado en la roca. Cada época ha marcado su tipo de aparejo, existiendo muros con grandes sillares, otros de mampostería y tapial, utilizándose incluso el ladrillo. Su estado actual es ruinoso.

Origen musulmán

Cervera debió ser una de las poblaciones musulmanas más importantes de lo que después seria La Rioja Baja. Todavía pervive en la arquitectura de sus casas tradicionales un fuerte sabor mudéjar, así como en el casco urbano de sus dos barrios. La ruta del Alhama era un camino secundario que utilizaban para expediciones de los ejércitos del califato contra el Reino de Navarra y los condados pirenaicos.

Después de la ocupación de la comarca, sucesivamente por navarros, aragoneses y castellanos, Cervera quedó definitivamente en manos de Castilla. En 1304, el castillo de Cervera pasó a depender de tercería, de los caballeros de las casas del señorío de Vizcaya, por compromiso entre el entonces rey de Castilla, Fernando IV, y el poderoso infante don Alfonso de la Cerda. Más tarde, pasó a pertenecer al señor de los Cameros, Juan Ramírez de Arellano.

 
Herramientas personales