Danza de los zancos de Anguiano

De WikiRioja

(Redirigido desde Danza de los zancos)
Danzador de Anguiano
Danzador tirándose por la cuesta
Troqueaos

Zancos de Anguiano

Situación:Anguiano

A 45 kilómetros de Logroño y 17 de Nájera

Contenido

Fiestas patronales

Cada 22 de julio, coincidiendo con la festividad de Santa María Magdalena, patrona de Anguiano, los danzadores durante tres días, se lanzan por la cuesta dos veces (a las 14.00 y a las 19.00 horas). Descienden sobre sus zancos por la famosa rampa, que tiene un desnivel del 20 por ciento.

El espectáculo vuelve a repetirse con motivo de la vuelta de la imagen de la Santa a su ermita, allá por el mes de septiembre, coincidiendo con las fiestas de Acción de Gracias, que se celebra siempre el último sábado del mes.

Vestuario de los danzadores

Ocho mozos cumplen la tradición que ha hecho que esta fiesta sea merecedora de la declaración de interés turístico nacional. Ataviados con camisa blanca, chaleco de bandas horizontales de colores azul, rojo, rosa, verde, amarillo y marrón, pantalón negro rematado en la rodilla por una cinta de color, faja azul, enaguas, falda amarilla, medias blancas y alpargatas de esparto.

Zancos

Los zancos son cortos, su altura ronda los 50 centímetros y están realizados en madera de haya. También forman parte de la danza los troqueaos, que son palos de boj, y las castañuelas.

Danzas

La primera parte de la danza tiene lugar en la plaza de la Iglesia de San Andrés, de ahí bajan bailando sobre sus zancos, de casi medio metro de altura, dando vueltas sin cesar sobre cada peldaño de las escaleras que los separan de la calle, donde la multitud del gentío, cuan muro de hombres, los detiene. Y seguidamente se lanzan por la cuesta mientras giran sobre sí mismos a un ritmo vertiginoso cual peonzas humanas, sin más tope que la barrera humana que encuentran al final de su descenso.

Una vez finalizada la danza, son centenares las personas que se agolpan en la calle Mayor para disfrutar de los troqueaos, o lo que es lo mismo, danzas, pero ya sin zancos.

Tradición ancestral

Las primeras referencias escritas de tan curiosa tradición se remontan al siglo XVII. Concretamente, el primer documento escrito en el que se habla de “danza” data del año 1603. Hoy en día lo que rodea la danza se ha convertido en un espectáculo digno de admiración.

Bibliografía

Vídeos

 
Herramientas personales